Es tentador querer bajar el riesgo de tu inversión si hay pérdidas. Es también una mala idea si no necesitas esa plata pronto.

No recomendamos cambiar el riesgo de tus inversiones porque, si lo haces, es muy probable que te pierdas buena parte de la recuperación que tengan las inversiones más arriesgadas.

Las grandes subidas suelen pasar unos días después de las grandes bajadas.

¿Encontró su respuesta?